Debate en el Congreso sobre la Ley de Semillas

salon-anexo-dip

Ante una abultada presencia de empresarios del agro y otros actores relacionados al tema de la semilla, asociaciones de grandes, medianos y pequeños productores, semilleras, organismos e instituciones públicas, académicos, etc, llevamos la voz del campo profundo de las Comunidades Campesinas Indígenas, para frenar un nuevo atropello a nuestras semillas milenarias.


margaensalonanexoEsta fue la segunda reunión de expositores en la comisión de agricultura en el Congreso de la Nación, que si bien se expusieron todo tipo de posiciones se destacó la ausencia de sectores de la agricultura familiar campesina indígena, mientras a la fecha hay en danza casi una decena de proyectos al respecto.
Nuestra voz fué a la par del espacio Multisectorial, que fuera conformada para contraponer posiciones frente a esta ley que pareciera hecha a la medida de Monsanto.
Por ello fuimos representados por Carla Poth, Tamara Perelmuter y Margarita Gomez del Mocase VC. Carla, remarcó que desde el inicio de estos debates se concibe a la semilla como una mera mercancía o una forma de acceder a ganancias, lo que agregó que “Debemos entender que la semilla es el inicio o el corazón de la cadena alimentaria” y que “es importante poner en el centro del debate como producir alimentos de forma suficiente y sana”. Hizo énfasis en lo acotado de la posibilidad de debatir este tema, y que al menos debiera ser tomada por las comisiones de ambiente y salud en el parlamento. “Los legisladores debieran tener la responsabilidad legal y moral de dar el debate legítimo, y no ser doblegados por las presiones de las empresas internacionales”.
Tamara, también reforzó la idea de que éste es un debate político sobre el modelo agrario del país, y que necesariamente deben estar todas las voces. Incluso no solo la de los actores del campo, sino también la de los consumidores. “Se está debatiendo la forma de apropiación sobre la vida”. Además destacó tres puntos, primero pasar de lo que hoy es el derecho a utilizar semillas, a una excepción, lo que limitaría el “uso propio”, que de esta forma dejaría como ilegal a prácticas como las ferias de intercambio de semillas. Los cambios propuestos promueven la concentración y la piratería por parte de los intereses corporativos.
Por último, Margarita se expresó diciendo “aquí se está hablando de plata y no de alimentación”. “Es lamentable que no hayan sido convocadas las comunidades a discutir sobre este tema y que además, mientras en la FAO o la CELAC se habla de agroecología, mientras en el campo nos llueven agrotoxicos y luego se ponen a armar estas leyes que van en contra”.

Margarita puntualizó en que“tenemos que ser conscientes que las semillas que hoy nos alimentan fueron mejoradas durante miles de años por manos agricultoras campesinas y no por laboratorios, que de esta forma estamos tirando a la basura miles de años de trabajo ancestral y que ahora todo eso se lo quieren adueñar un puñado de empresarios”. “No lo vamos a permitir, las semillas son el encuentro entre el pasado, el presente y el futuro de nuestros Pueblos. Las semillas son un legado de nuestros ancestros, para las próximas generaciones, por eso nos sentimos guardianes de la semillas”. “Por eso nos parece necesario que comience a funcionar la Ley de Agricultura Familiar que ya está aprobada”. La compañera resalto que si las semillas estuvieran en manos de las comunidades campesinas, no habría hambrientos en la Argentina.
“No estamos en contra del desarrollo, algunos hasta podrán decir que somos del pasado, pero creemos que ese pasado nos va a permitir que sigamos comiendo alimento sano”

POR ESO NOS OPONEMOS ROTUNDAMENTE A UNA NUEVA LEY DE SEMILLAS
SEMILLA EN MANOS CAMPESINAS, ALIMENTOS SANOS PARA EL PUEBLO
SOMOS TIERRA PARA ALIMENTAR A LOS PUEBLOS

 

Esta entrada fue publicada en Campañas, Comunicación, Semillas, Unicam. Guarda el enlace permanente.